lunes, 10 de enero de 2011

Bukowski's Bomb

Teniendo en cuenta que mi último concierto fue a mediados de Diciembre, había ganas de música en directo. Después del chasco por perderme el sábado a Micah P.Hinson, el de ayer fue una oportunidad única. Chuck Prophet, un artista del cual desconozco bastante, solo se que tocaba en Green on Red, y que está de gira junto a su banda de acompañamiento, Spanish Bombs.

El motivo de su reciente gira es para presentar su nueva propuesta, tocar un disco mítico como el "London Calling" de los Clash. La cita fue en Bukowski (Egia), sitio bastante mas pequeño que Doka, que en un principio era el lugar elegido.

Por lo tanto Domingo musical ayer en Egia. Tuve la suerte de ir con los "jubilatuak" and company, unos entendidos en todo lo relacionado con The Clash, no en vano son muy seguidores del mítico grupo ingles. Yo no soy muy fan de su estilo, pero la verdad es que cuentan con temazos, además un directo es un directo.

Teníamos las entradas anticipadas, y menos mal, por que al llegar al Bukowski, habían vendido todos los tickets. Mucho aficionado, sobretodo veteranos, para degustar una ración de The Clash, y de su conocido disco donde pop, rockabilly, punk y reggae tienen cabida.

Una vez dentro del bar, intentamos ponernos en un buen sitio, algo complicado visto lo pequeño del bar y la barbaridad de gente que había. Mientras degustábamos una cerveza, Johnny Green (el que fuera road manager de los Clash entre 1977 y 1980) subió al escenario a soltar un discurso. Explicó algunas anécdotas de sus años vividos con la banda británica. Como no, habló en inglés, menos mal que al lado había un interprete. Apenas estuvo 20 minutos, cuando Chuck Prophet y los suyos (guitarra, bajo, teclados, batería) subieron al escenario y la liaron parda desde la primera canción.

Como era de esperar se tocaron todo el disco: London Calling, Brand New Cadillac, Jimmy Jazz, Rudie Can,t fail, Spanish Bomb,....La gente vibraba con las canciones y tarareaba el estribillo con fuerza. Calor, mucho calor el que tuvimos que soportar. Chuck se mostró bastante comunicativo con el personal, animándonos en todo momento.

Después de tocarse todo el London Calling, salieron del escenario entre aplausos, para volver de nuevo y tocarse otra en forma de despedida. Una fiesta para todo fan de The Clash y una buena manera de empezar el año en cuanto a conciertos se refiere. Eso si, el concierto de ayer hubiera merecido una sala con mas capacidad para que mas gente hubiera tenido la oportunidad de disfrutar, y verlo con mas comodidad. Pese a todo, el sonido de la Sala Bukowski, ayer fue magnifica (aunque echara en falta un poco de aire acondicionado).

Hasta otra conexión musical.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Estabas hecho un yogurín entre tanto jubileta.lástima ke había pokas maduritas sin akompañamiento,sino te
akosan .Igual el "búfalo" akel iba a por tí (o a por mí,yo me sentí intimidado).Nos vemos..........
txisme