domingo, 13 de febrero de 2011

LOS POSITIVOS "CHOCHITOS" DE NASHVILLE

Ayer fuimos testigos de un evento mas que interesante. La Sala Plateruena (Durango) acogió dos grupos con tintes rockeros, dos grupos que hicieron un espectáculo fuera de lo común.

Y la sala tuvo una entrada mas que aceptable para la ocasión. Bastante gente, que se fue acomodando, cuando los teloneros salieron a escena. Los bilbaínos Positiva fueron los encargados de abrir la velada. Rock and roll con dejes setenteros, incluso algo de psicodelia, muy bien ejecutada. Ayudó, y mucho, el genial sonido de la sala. Una puta pasada como sonaba!! Pues bien, el cuarteto no se amilanó y demostró el porque es una de las formaciones con mas futuro dentro del rock nacional. Un batería sobrehumano, un potente bajo, y dos guitarras afiladas, presentando sus dos excelentes trabajos ("Centaur's Ride" y "Prodigal Songs").

Además muestran bastantes tablas sobre el escenario, un show muy ameno. La pericia del grupo, unido a la gran voz de su líder Miguel, hicieron las delicias del respetable, un público que aplaudió de lo lindo, y que al finalizar el concierto gritó: Siempre Positiva, nunca negativa!!! Esperemos que a partir de ahora, el grupo tenga mas aceptación en el mundillo, no será por falta de calidad.

Mientras tomábamos fuerzas para lo que nos esperaba, los roadies preparaban los instrumentos del grupo cabeza de cartel, Nashville Pussy. Este cuarteto de Atlanta puso plateruena por los aires. Su sonido, muy influenciado por bandas como ACDC, Motorhead o Turbonegro, hizo que nos volviéramos locos. Además de su propuesta, destacar el carisma del borrachuzo Blaine, que hace de maestro de ceremonias con su voz rota y su guitarra, mientras, su mujer Ruyter, es una bestia escénica, sus poses, su talento musical, moviendo sus dedos por el mástil a una velocidad de vértigo, y quedandose poco a poco con menos ropa, dejando claro lo bien que se mantiene esta mujer a su edad y excesos (no paró de darle viajes a la botella de Jack Daniels, incluso tocó la guitarra con ella en una canción). Juega a provocar al personal, musical y sexualmente, y la verdad que es una maestra, el alma del grupo.

La guapísima bajista Karen cumplió de lo lindo, sus poses y ritmos no dejaron indiferente a nadie, y que decir de su batería. Todo un crack que hace fácil lo difícil, sin tan siquiera inmutarse.

Lo dicho, una fiesta rockera, durante escasamente hora y media (no se si llegó, porque se me pasó el tiempo volando), el cuarteto repaso himnos de sus numerosos discos. Con un grito ensordecedor, Blaine nos recordó cual era el mejor grupo de rock del mundo (Nashville Pussy). Y si bien quizá no sea el mejor grupo actual, estoy seguro de que pocas banda tienen un directo tan potente y espectacular. Larga vida a los "Coños" de Nashville!!!

3 comentarios:

TXISME dijo...

KE ENVIDIA!!!komo vivis kabrones!!!

L'illa dels monstres dijo...

Muy buenos los Positiva!! Me encanta sobretodo su primer disco. Tengo muchas ganas de verlos algun día en directo.

Salut!

Alain, y le dijo...

Impresionante Positiva pero aún más los Nashville Pussy!!!